¿Por qué se paga un canon de entrada en la franquicia?

Compartir

Publicado el 19.10.2022

No es inusual escuchar que el pago de un canon de entrada en la franquicia no es más que una imposición sin ninguna justificación ni contrapartida. Realmente, esto no es así, aunque es cierto que hay franquicias cuyo canon de entrada no parece proporcionado.

El canon de entrada es el pago inicial que el franquiciado realiza al franquiciador, en el momento de su incorporación a la cadena, sin contraprestación material concreta y como receptor de los siguientes derechos:

– El derecho de utilización de una marca, propiedad del franquiciador, y durante el tiempo que se hubiera pactado en el contrato de franquicia.

– El derecho a recibir una formación inicial que le capacite para la adecuada gestión de su negocio, de acuerdo con las pautas del sistema.

–  El derecho a operar de forma exclusiva en un territorio pactado, en el que el franquiciador no podrá abrir nuevas unidades del sistema.

Además de los derechos mencionados, el canon de entrada podrá compensar al franquiciador, parcialmente al menos, por las inversiones que éste hubiera tenido que realizar para poner en marcha el proyecto y que han permitido que el franquiciado pudiera aprovecharse de ellas al incorporarse a la red.

Autor: Carlos Barbadillo

Compartir

Noticias Relacionadas

Ventajas de invertir en franquicia de la mano de un asesor especializado
Franquicias en centro comercial
Cafetería
Consultoría de franquicias
barbadillo y asociados