Artículos | 17 Abr 2018 |

Cómo hacer un plan de negocios paso a paso y con ejemplos

A través de este documento un posible inversor podrá determinar si el proyecto es factible

Cómo hacer un plan de negocios paso a paso y con ejemplos

Una de las preguntas más importantes al momento de desarrollar un proyecto es, cómo hacer un plan de negocios. Podríamos definir este término como el documento en el que se describe en detalle un modelo de negocio, sus características, las circunstancias del mercado en el que opera, incluyendo de forma específica la competencia ya operativa, la estrategia a seguir para alcanzar su implementación y éxito en dicho mercado, y las expectativas económicas que lo soportan.

Por tanto, la realización de un plan de negocios requiere disponer de una serie de conocimientos concretos del negocio a implementar y de una idea clara de cuál será el camino más adecuado para alcanzar el éxito.

Cómo hacer un plan de negocios paso a paso

-Descripción del negocio

La descripción clara del negocio es la primera condición para que otros puedan entender adecuadamente cual es el objeto y la actividad a desarrollar. Un error habitual es una descripción de la actividad confusa e incompleta que deja ya, de entrada, bastantes lagunas en cuanto a su alcance real.

Una parte importante de la definición es la relación ordenada de sus características y, especialmente, de sus ventajas como base para alcanzar el éxito en un mercado siempre competitivo.

-Mercado de referencia y competencia

Una necesidad absoluta en el momento de hacer un plan de negocio es la valoración de su entrada en el mercado en el que va a operar y muy especialmente la comparativa con las propuestas de negocio que ya operasen en dicho mercado.

El análisis de la competencia, nos permitirá comparar nuestra propuesta a la luz de sus bondades/ventajas respecto a quienes ya operan con éxito en un mercado en el que, el aumento de la oferta que nuestro negocio va a propiciar, podría implicar un reajuste de dicha oferta y, en ocasiones, de los precios de los productos o servicios que se ofertan.

-Estrategia para su implementación

Es quizás el paso más importante del plan de negocios puesto que dibuja el camino a seguir para entrar y, más importante aún, crecer en ese mercado que asumimos competitivo y dónde nadie nos va a facilitar la tarea.

Dentro de este capítulo es esencial establecer un plan de acción a corto y medio plazo para el asentamiento y otro de más largo recorrido para la expansión nacional e internacional, cuando fuera el caso, de nuestro modelo de negocio.

Entre las vías de crecimiento a analizar en cualquier plan de negocios, están las denominadas de crecimiento orgánico (unidades propias financiadas y gestionadas por el emprendedor o la empresa que es el origen del proyecto), y las que se apoyan en herramientas o sistemas denominados como comercio asociado, entre los que se encuentran los sistemas de franquicia, de licencia o agencia, entre muchos otros.

Es importante destacar que si la estrategia de crecimiento pudiera estar vinculada a sistemas de comercio asociado, sería muy conveniente que en las decisiones previas que definen el modelo de negocio, se tuvieran en cuenta las características que identifican estos sistemas: sencillez de gestión, estandarización de procesos, procesos de formación suficientemente cortos del personal, fuerte implicación de la imagen corporativa, etc.

-Análisis económico

Por último, pero en absoluto lo menos importante, es la plasmación de las condiciones económicas que acompañan al plan de negocios hasta su maduración, generalmente en un periodo de cinco años.

A modo de ejemplo destacamos algunos de los estados económicos que serán imprescindibles para la valoración del proyecto:

*Inversión inicial 

-Obra civil necesaria para la adecuación del local objeto del negocio.

-Mobiliario.

-Maquinaria.

-Equipamiento general.

-Equipamiento informático.

-Enseres y utillaje.

-Stock inicial.

-Gastos de primer establecimiento (cánones, proyectos, licencias, gastos de constitución societaria, campañas de marketing inicial, etc.).

*Cuenta de explotación tipo a 5 años

-Facturación. Ingresos mensuales previstos, al menos el primer año.

-Costes fijos y variables (coste de la mercancía, arrendamiento del local, costes de personal, suministros, seguros, servicios de profesionales independientes, etc.).

*Cuenta de Cash Flow

Previsión de ingresos y gastos de caja a fin de valorar la evolución de la liquidez del negocio, en ocasiones uno de los principales problemas para el éxito final cuando no se ha valorado suficientemente.

*Ratios económico financieros, especialmente el VAN (valor actual neto) y el TIR (tasa interna de retorno).

Además de los contenidos indicados, en el momento de hacer un plan de negocios paso a paso cabría la inclusión de otros aspectos, como los jurídicos que pudieran ser de aplicación a una determinada actividad o sector, los tecnológicos, como muy frecuentemente ocurre, que pudieran implicar aspectos esenciales en la actividad, etc.

En definitiva, una manera sencilla de valorar si estamos ante un buen plan de negocio es ponernos en la piel de un potencial inversor que deba determinar a la vista del mismo, si la posibilidad de poner su capital en el proyecto en cuestiones factible o definitivamente descartable.

COMPARTIR

Noticias relacionadas IR A NOTICIAS

PUBLICIDAD

Infórmate y emprende con tu negocio

Suscríbete a nuestro boletín de noticias para estar en todo momento informado sobre el mundo de la franquicia.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies